Preguntas Frecuentes

Infertilidad masculina: Implicación del ADN espermático en la fertilidad

adn espermático

La Fragmentación del ADN espermático hace referencia a rotura en el material genético del espermatozoide.  Consecuencia: una alteración en el ADN espermático que puede causar infertilidad masculina.

La integridad del material genético es esencial para que el embrión sea viable y el recién nacido venga sano.

Fragmentación del ADN espermático e infertilidad masculina

¿Qué es la fragmentación del ADN y qué importancia tiene?

Como mencionamos anteriormente, la fragmentación del ADN espermático, se refiere a roturas o lesiones en el material genético del espermatozoide.

A mayor número de lesiones, menos probabilidades de que se produzca el embarazo

En algunos casos las lesiones del ADN del espermatozoide pueden ser reparadas por el ovocito fecundado, dependerá entre otras cosas de:

  • el tipo de lesión del ADN
  • el porcentaje de ADN afectado
  • la calidad del ovocido (factor ligado a la edad de la paciente)

Causas por las que el ADN espermático se puede ver dañado.

Podemos distinguir las causas en dos tipos:

Causas intrísecas

  • Selección ineficiente: La producción de espermatozoides se localiza en los testículos y en algunos casos los espermatozoides y sus células progenitoras sufren alteraciones de tipo genético que acaban en roturas del ADN.

El mecanismo de selección debe ser minucioso para así poder eliminar los espermatozoides dañados de manera eficiente.

la-infertilidad-masculina-468x180

Generalmente cuando el epidídimo se infecta también lo hace el testículo o viceversa.

Una infección que ataca directamente al epidídimo es la epididimitis, que produce inflamación del mismo epidídimo, el escroto, produciendo un fuerte dolor testicular.

Otra patología frecuente es la presencia de quistes en el epidídimo. Estas lesiones generalmente benignas, se ubican en la cabeza del espidídimo.

Son lesiones solitarias o múltiples con contenido acuoso, linfocitos, espermios y abundantes células descamadas que pueden variar en número y tamaño.

Causas externas

  • Daño inducido por radio/quimioterapia.
  • Varicocele.
  • Episodio de fiebre alta.
  • Exposición a elevadas temperaturas.
  • Enfermedad inflamatoria aguda y crónica.
  • El estrés oxidativo post-testicular: Durante el transporte de los espermatozoides a través del epidídimo se puede producir fragmentación del ADN espermático.

Uno de los mecanismos principales es el relacionado con la producción de radicales libres, que dañan directamente el material genético del espermatozoide.

No nos olvidemos de los factores tóxicos y temperaturas elevadas también pueden inducir fragmentación del ADN.

¿Cómo detectar si existe fragmentación espermático?

Son varios los métodos que existen para medir los niveles de fragmentación espermático, algunos de ellos son:

  •  El Test Tunel con citometría de flujo (nivel predictivo alto).
  • Los Test SCSA y SCD que miden el daño potencial a la desnaturalización del ADN (por ello su nivel predictivo es más bajo).

Se recomienda hacer el Test en los siguientes casos:

  • Infertilidad de causa desconocida.
  • Tras fallos repetidos en técnicas de reproducción asistida.
  • Casos donde se ha observado una mala calidad embrionaria.
  • Pacientes que han sufrido abortos de repetición.
  • Viricocele.
  • Casos de congelación de semen, comprobando que la muestra tenga unos niveles de fragmentación aceptables.
  • Espisodio febril en los 3 últimos meses.

Ejercemos nuestra vocación sin descanso, para seguir pronunciando las dos palabras que más nos gustan:

“Deseo Condebido” 😉

¡Compartir es demostrar interés!